30 de marzo de 2008

Compartir...

Nuevamente ocupo este espacio creado para difundir tu música, tu historia, con un relato que si tu no hubieses existido, jamás se podría compartir ni siquiera contar.

Alguien hace algún tiempo me dijo una frase que es muy real, las cosas pasan a su tiempo, cuando tienen que ser, porque ese es el momento preciso de vivirlas. Este escrito lo he titulado Compartir, pues las cosas nacen por un hilo de unión que las hace concretarse, existen también las ganas y el deseo de dar sorpresas a otros seres, no importa lo complicado que sea el camino, se juntan ganas y voluntades y se va iluminando la ruta de la amistad.

Ahora me sonrió, es que tuvo locura juntarse, lograr unir los días rojos del calendario y armar un encuentro con una base de fondo tan significativa para nosotros. El lugar especial, Isla Negra, cuatro días hermosos de mucho compartir y admirar la belleza simple de un sitio que te invita a reflexionar y dar gracias hasta por el aire que respiras intenso, que la brisa marina trae y te recuerda que en las olas golpea fuerte la fuerza de la naturaleza viva.

Tuvimos protagonistas de aventura que viajaron de diversos lugares, nuestra invitada internacional y muy querida Boricua –Agnes-, nuestra repatriada allende Los Andes Stephi, la organizadora y cómplice oficial de esta sorpresa Jessi, una sorprendida porteña que sabia solo una parte de la sorpresa, pero que lograron con creces dejar ultra sorprendida (la q suscribe, Ani). Para el viernes y sábado tuvimos de invitados a Gonzalo, y a Fernanda junto con Esteban, a quienes fue un placer haber conocido y compartido tan lindos momentos…

Creo representar a todos, en decir que nunca antes había vivido una víspera y semana santa tan distinta y especial, estuvimos en compañía de una familia distinta, esa que no te establece la sangre, sino la que eliges gracias al amor y cariño existente, la familia de amigos.

Anterior a viajar a Isla Negra, disfrutamos también de una reunión muy grata y canturreada, en el departamento de Jaqui, en Santiago, allí fue el momento de que Pamela nos deleitara con su voz, y que decir, todos nosotros aportamos (eso esperamos jajaja) con nuestro coro. Mención especial merecen dos temas: Live Life, versión exclusiva y en español hecha por Pame y que cada día le sale mejor, y por supuesto “Lejos de Aquí”, que fue un momento mágico, personalmente muy emocionante, pues les veía a cada uno sus rostros y cantaban con tanta dulzura que ese canto se transformo en el espíritu que quedo latente esa noche de miércoles inolvidable y compartido a millón!!.

Cada uno de nosotros fue gratamente cómplice y también sorprendido, se de las ganas que le pusieron para hacer realidad este encuentro.
Se extendió una invitación a muchísimas personas, que por uno u otro motivo no pudieron asistir a la junta en la cabaña de Isla Negra, si bien era una fecha algo complicada porque la mayor parte de las personas quiere estar con sus familias, siento que quienes asistimos no nos arrepentimos de haber elegido compartir con nuestra familia de amigos, pues los aprendizajes, los conocimientos, las bromas, el dedicar una comida, ir a recoger leña para un fuego, pasear por la playa o por esos árboles tan especiales, las canciones, el espíritu de unión que existió, es algo que te queda atesorado en el corazón y se da gracias por tan bellos días y por sobre todo compartir.

Hubo cosas que nos causaron mucha risa, las idas en el metro, el show del bus que nos llevaría a Isla Negra, chicas deben haberse dado cuenta que la que suscribe tiene dislexia…quien mas confundiría la hora de salida del bus de 17:30 y leería mil veces 16:30, perdonen por andarlas trayendo tan apurada en el “Colmado(1)”. Para la próxima aventura exigiremos a Tottus que venda “Plátanos veldes” para no quedarnos con las ganas de que nuestra Boricua nos deleite con unos ricos tostones(3), además de sugerirles que surtan de “dressers(2)”. Sin duda hubo un intercambio internacional de ricas preparaciones culinarias, los desayunos Boricuas serán inolvidables e inigualados, Las chilenidad aporto con Pastel de Choclo y Paltas Reinas (o bien, aguacates reyes, en idioma internacional, jajajaja) para una dedicada cena de viernes. No falto la pizza marina salvadora y el amor con que todo se preparo.


Una de las frases que se quedo en la retina fue: ¡¡¡“la cabaña tiene de todo”!!!, y una de las reflexiones mas atesoradas por todos nosotros es dar las gracias a la vida, a la música y a ese ser de Luz llamada Soraya por haber juntado en amistad a personitas tan entrañables y queridas, que no importando las distancias, pueden romperlas y entregar amor y cariño, sonreír y brindarse al respirar y compartir…

(1) Colmado: Dicese de cómo le llaman al Supermercado en Puerto Rico
(2) Dresser: Dicese de cómo nombran a los aliños preparados allá en Puerto Rico
(3) Tostones: Preparación de plátanos verdes fritos

Agradecimientos: A todos quienes prepararon con dedicación y amor estos hermosos días vividos, a ti Boricuita por creer en hacer realidad los sueños, a ti Jessi por tus rrpp y grandiosa capacidad de unión, a ti Stephi-fefita, por viajar un día completo en bus y tener la dicha de tu presencia, de tus grabaciones documentales en video; a Ferna, Esteban y Gonzo por acompañarnos en Isla Negra; A Jaqui por abrirnos las puertas de su casa y por tan grata reunión; a Pame por tu compañía y por deleitarnos en música; A los padres de Jessi por vuestra acogida cariñosa y por tan sabroso almuerzo dominical. A Claudio por tu amabilidad en transportarnos de un sitio a otro.
A mi querida peke Valentina, por darnos a Agnes y a mi un domingo en Quilpué lleno de alegrias y momentos gratos en tu compañia, no sabes lo importante que fue volver a verte, te quiero mucho!!.
Y gracias especiales a todos ustedes por aguantarme todos esos dias, a pesar de yo ser super hincha y brindarme unos dias que jamas olvidare =).



Publicar un comentario